la suerte suprema

la suerte suprema
Pepe Bienvenida / La suerte suprema

miércoles, 25 de noviembre de 2020

Elegía del langostino / por Alfonso Ussía

El lídercomunista  de IU en Sevilla y primer teniente de alcalde se exhibe en una mariscada en Bruselas.

Prefiero que una lubina / Portuguesa, o un fletán, / O merluza del Algarve / O un cetáceo de Cascais / Me coman a que me coma /Esa gente tan fatal, / Esa gente tan atroz,/ Tan hortera, tan vulgar, / Que se forran a mariscos/ Mientras en España están /Haciendo colas y colas / Personas pidiendo pan.

Elegía del langostino

Alfonso Ussía
La Gaceta de la Iberosfera 

—¿Adónde vas, langostino
Con gesto de gran pesar?


—Me voy, amigo cangrejo
A otros fondos, a otra mar,
Que esto ya no es lo que era
Y he decidido emigrar-.

—¿Hacia dónde te diriges?


—Al Cantábrico-.

—¡Caray!

Muy lejos está el Cantábrico
Para tu lento nadar-.


—Ni que tú fueras, cangrejo
Ejemplo de agilidad.
Que yo nado hacia adelante
Mientras tú andas hacia atrás.
Pero te echaré de menos
Cangrejo, nuestra amistad
Por encima está de toda
Trágica eventualidad-.

—Mi querido langostino
Piensa un poco. De aquí a allá
Hay al menos setecientas
Millas para superar.
Primero, hasta Punta Umbría
Después, todo Portugal,
Luego, Pontevedra, Vigo
Y antes del cabo doblar,
El que llaman Finisterre,
Langostino, hay que pasar
Por la Costa de la Muerte
Que es una barbaridad-.


—Lo sé, mi amigo cangrejo
Pero yo no aguanto más.
Prefiero una muerte digna
A entregarle la bondad
De mi carne tersa y fuerte
A los gorrones que están
Más tiempo en las Marismillas
Que en Madrid, la Capital.

Desde que se fue mi madre
(Ay, mi querida Mamá)
A un Congreso de Sevilla
Y no volvió nunca más,
Estas aguas de la Boca
Del Guadalquivir, están
Más peligrosas que nunca
Con tanto fresco patán
Cruzando el río sin freno
Para intentarnos cenar.
Yo sé, cangrejo de mi alma
Que si no me marcho ya,
El día menos pensado
Una red me va a pescar.

Me llevarán a la lonja,
Allí me subastarán,
Y cocido o a la plancha
A Sánchez me ofrecerán,
o a su señora Begoña
(Si es que en África no está
Enseñando a los negritos
Modales y urbanidad),
O a sus suegros, sus amigos
O a las niñas de Papá,
O a don Pablo, doña Carmen,
Doña Lola o don Iván.

Prefiero que una lubina
Portuguesa, o un fletán,
O merluza del Algarve
O un cetáceo de Cascais
Me coman a que me coma
Esa gente tan fatal,
Esa gente tan atroz,
Tan hortera, tan vulgar,
Que se forran a mariscos
Mientras en España están
Haciendo colas y colas
Personas pidiendo pan.

Así, que amigo cangrejo
Te dejo. Voy a tardar
Catorce meses y medio
Al Cantábrico en llegar.
Todo, menos que me coma
(te lo repito, que estás
Teniente desde hace tiempo),
Esa gente tan fatal,
Esa gente tan atroz,
Tan hortera y tan vulgar
Que mastica con la boca
Abierta, y qué asco me da.
Adiós, mi amigo cangrejo.

Te veré en el más allá.
Si hay cielo para los hombres
También, lógico, lo habrá
Para los buenos mariscos
Que acostumbran a tragar.
Abrázame, pues, cangrejo.

—Un abrazo de amistad. 

Mucha suerte, langostino-.

—Muchas gracias, de verdad,
Recuerdos a tu cangreja
Y a tus niños, si los hay,
Que tengáis felices Pascuas-.


—Y tú, feliz Navidad-.

Y aquí principia esta historia
Que ha terminado fatal,
Porque al pobre langostino
Llegó un salmonete y… ¡Zas!


El Parlamento portugués rechaza todas las propuestas antitaurinas

La jornada tuvo gran importancia por la dimensión de las votaciones. Partido Socialista, Partido Social Demócrata, Partido Popular, Partido Comunista y Chega dejaron bien claro su repudio a los intentos de los diputados animalistas y del Bloco de Izquierda.

El Parlamento portugués rechaza todas las propuestas antitaurinas

Miércoles 25 de Noviembre 2020
Las medidas tenían el objetivo de prohibir los apoyos a la tauromaquia y la “reconversión” del espectáculo, la nota disonante fue la no aprobación de la bajada del IVA a los festejos taurinos.

Una vez más, el Parlamento portugués rechazó por larga mayoría -más de 80%- cuatro propuestas antitaurinas, que solamente han recogido los votos favorables del Partido Animalista (PAN) y de los radicales del Bloco de Izquierda.

Las propuestas votadas englobaban un amplio conjunto de medidas, con el objetivo esencialmente de prohibir todos los apoyos a la Tauromaquia, incluso a la crianza de ganado bravo, además de la “reconversión” del espectáculo taurino. Fue igualmente derrotada la propuesta de una diputada independiente que pretendía impedir los apoyos públicos al sector.

La jornada tuvo gran importancia por la dimensión de las votaciones. Partido Socialista, Partido Social Demócrata, Partido Popular, Partido Comunista y Chega dejaron bien claro su repudio a los intentos de los diputados animalistas y del Bloco de Izquierda.

La única nota disonante ha sido la no aprobación de las propuestas del CDS – Partido Popular y del Partido Chega de bajar el IVA de los espectáculos taurinos al 6%, aunque hubo un número significativo de votos a favor.

Ignorancia e iniquidad / por Rafael Comino Delgado

Aizpurua demuestra que no sabe una sola palabra ni de tauromaquia, ni de arte ni de cultura, materias en las que es analfabeta, ignorante total.

Ignorancia e iniquidad

Catedrático dela Universidad de Cádiz
Hablar y opinar sobre algo de lo que no se sabe nada es peligroso, pues generalmente conduce a decir estupideces, a hacer el ridículo, y si además se ha opinado en público, el ridículo es mayor aún, irreparable, pues al respecto decía el que fuera 34º presidente de los Estados Unidos, Dwight D. Eisenhower: “De una derrota se puede uno recuperar, pero de un ridículo jamás”.

Eso es lo que ha ocurrido con su señoría Merche Aizpurua, portavoz de EH Bildu en el Congreso, donde ha dicho que la tauromaquia “no es arte ni es cultura” y que la cultura “nada tiene que ver con el sacrificio animal para el deleite de unas personas”.

Aizpurua demuestra que no sabe una sola palabra ni de tauromaquia, ni de arte ni de cultura, materias en las que es analfabeta, ignorante total.

Con tal afirmación demuestra que no sabe una sola palabra ni de tauromaquia, ni de arte ni de cultura, materias en las que es analfabeta, ignorante total. Ya advirtió el gran filósofo Aristóteles que “el ignorante afirma y el sabio duda y reflexiona”. Al respecto también opinó el gran Napoleón Bonaparte, sentenciando que “los sabios buscan la sabiduría; los necios creen haberla encontrado”. Pues bien, Dª Merche cree haberla encontrado, pero por ciencia infusa, pues ¿cómo va a saber lo que es la tauromaquia si no ha visto una corrida de toros?; para saber algo de tauromaquia, para entender algo de lo que significa y conlleva, es necesario haber visto muchas y haberse ocupado seriamente del tema. Muchos aficionados saben algo de tauromaquia, pero no entienden bien lo que es el toreo, su porqué, pues fíjense alguien que ni es aficionada ni ha visto toros lo que sabrá y entenderá.

Tampoco conoce la definición de cultura, de lo contrario sabría que las tradiciones y costumbres de los pueblos son su cultura, y la tauromaquia es tradición y costumbre en España y en muchos países, desde hace siglos.

Si no conoce nada de tauromaquia ni de cultura, ¿cómo va a saber lo que es el arte? Con esa rudeza mental, ¿cómo va a entender que es la expresión de un sentimiento mediante la cual se genera belleza, estética? ¿Cómo va a entender que los aficionados no se deleitan con el sacrificio de un animal, sino con la obra de arte del torero, con su valentía y grandeza de espíritu, y también con la valentía y bravura del toro?

Por su forma de expresarse, en el toreo solo ve el sacrificio de un animal. Al menos, debería comprender que, en todo caso, es el sacrificio de un animal muy poderoso y bravo por un hombre cara a cara con él, mediante una espada, y que ese hombre también puede morir. La corrida tiene unas normas que el torero, el que sacrifica, corre un gran peligro, incluso, como decíamos, puede morir.

Eso es muy diferente al sacrificio de un ser humano, por otro ser humano, mediante un tiro a traición. Otras veces el sacrificio de las personas ha sido por control remoto de una bomba, realizado por otros seres humanos, los llamados terroristas.

Lo digo porque el sacrificio de uno o muchos seres humanos por otros seres humanos, lo que se llama terrorismo, es lo que han estado haciendo muchas décadas sus correligionarios de ETA, a los que ella homenajea frecuentemente como si fuesen héroes y que, por cierto, aún no han pedido perdón por tantos crímenes, ni tampoco han mostrado arrepentimiento. Tampoco lo ha pedido ella, ni todos los de Bildu, herederos de ETA, lo cual, al fin y al cabo, es apoyar lo que hicieron.

Extraña mucho que su sensibilidad solo le permita ver el sacrificio de un animal en la tauromaquia, y al mismo tiempo le impida ver un terrible crimen en lo que hicieron aquellos a los que considera héroes. Solo se puede explicar admitiendo que se tiene una mente saturada de ignorancia e iniquidad.

Por tanto, Dª Merche puede decir en el parlamento que la tauromaquia no es ni arte ni cultura, puede gritarlo allí donde le plazca, pero debe saber que “la verdad no está de parte de quien más grita”, según decía Sir Rabindranath Tagore, y también debe saber que miente, y que es una ignorante en esos temas. Por muy diputada que sea, por muy señoría que sea, es un ser mezquino, despreciable, por lo menos hasta que tenga la valentía de pedir perdón por todas las víctimas de ETA, y decir públicamente, a ser posible en el mismo lugar donde ha dicho que la tauromaquia no es arte ni cultura, que se arrepiente, por la parte que le corresponde, de todos los crímenes de ETA.

Después que se informe bien de lo que es la tauromaquia, el arte y la cultura, y luego opine, si no quiere seguir haciendo el ridículo y proclamando a los cuatro vientos su vileza.

"EL FELÓN NO DESCANSA". Sánchez se carga la Navidad: no se podrán reunir más de seis personas y habrá toque de queda de 1 a 6

Durante el arresto domiciliario de primavera ya se cargó la Semana Santa, con interrupciones forzadas en la celebración de la Eucaristía. Por molestar.

El Obispo de Granada, Francisco Javier Martínez, se dirige a sus fieles ante la irrupción de la policía en la Catedra y, en la otra imagen, interrupción de la Eucaristía en una iglesia de Madrid.

Sánchez se carga la Navidad: no se podrán reunir más de seis personas y habrá toque de queda de 1 a 6

Eulogio López
Hispanidad / 24 Noviembre 2020
Naturalmente es para luchar contra el virus, pero Pedro Sánchez, en solemne decisión, ha decidido que se carga la Navidad, las fiestas cristianas más familiares de todas, en la que suelen reunirse, a veces la única vez en todo el año.

A saber: no se podrán reunir más de seis personas y habrá toque de queda de 1 a 6. Lo primero mucho más grave que lo segundo, dado que en la reuniones familiares se reúnen hasta tres generaciones.

La medida también posee su apartado cristófobo -como casi todas las del coronavirus- porque las misa del gallo comienza a las 12,00.

Y también los viajes, dado que el Gobierno propone la prohibición de viajar entre comunidades… que es lo que hace todo el mundo en Navidad.

No es la primera vez: durante el arresto domiciliario de primavera, Sánchez ya se cargó la Semana Santa, con interrupciones forzadas en la celebración de la Eucaristía, como las perpetradas en la Catedral de Granada o en distintas iglesias de Madrid -aunque en este caso la responsabilidad era del alcalde, Martínez-Almeida-. El Gobierno reventó el Jueves Santo, el Viernes Santo y el Domingo de Resurrección, es decir, la fiesta cristiana más importante de todas, mucho más que la Navidad.

Pero lo hace por nuestra salud y nuestra seguridad.

martes, 24 de noviembre de 2020

La Paquera de Jerez irrumpe por bulerías en la Fiesta Gitana


Cante: La Paquera de Jerez, Fernando de la Morera, El Barullo, El Tortas, 

Guitarras: Moraito Chico, Antonio Jeros 

Baile: El Mono, Dieguito de la Margara, Sebastiana Romero, Manuela Núñez 

Palmas: Agustín Monje, Agustín Romero, Antonio Carpio, Antonio Lara, Antonio Medina, Bo, Carmen Castillo, Chicharito, Dolores Núñez, Esperanza Lara, Gregorio, José Vargas, Lourdes Moreno, Antonio Carrasco, Luís Vargas, Luisa Carrasco, Macarena Moneo, Manuel Soto, Mercedes Blanco, Mercedes Guerrero, Rafael Fernández, Teresa Montoya.

Fiesta Gitana - Bulerías


Fernando de la Morena

La palabra y la espada / por Jorge Arturo Díaz Reyes

Ivan Parra “Parrita” y Edgard García “El Dandy”

El de “Parrita” y “El Dandy” fue la tauromaquia colombiana. Su afición, una familia heterogénea encajó dolida el doble y simultaneo golpe. Temido el primero, tras infructuosa espera de un trasplante renal. Inesperado el segundo, por el Covid 19. No les era hora de morir y murieron.

La palabra y la espada

Jorge Arturo Díaz Reyes
Crónica Toro, Cali noviembre 24 de 2020 
En medio de tantas tribulaciones que prodiga la pandemia, dos más. El sábado pasado, casi al tiempo, murieron en Colombia, un comentarista taurino connotado y un torero distinto. En ese orden: Iván Parra “Parrita” y Edgard García “El Dandy”. Uno en Bogotá y otro en Pereira. La prensa taurina retumbó la mala noticia.

Lo acostumbrado. Manifestaciones de duelo, alabanzas, obituarios, biografías sintéticas. Cada hombre es único e irrepetible, y cada muerte afecta la humanidad, la merma, como decía John Dunne. Pero repercute más en el ámbito donde transcurrió su vida. Ese círculo conocido entre sí, que lo conoció, siguió sus pasos, y de él forjó una imagen colectiva.

El de “Parrita” y “El Dandy” fue la tauromaquia colombiana. Su afición, una familia heterogénea encajó dolida el doble y simultaneo golpe. Temido el primero, tras infructuosa espera de un trasplante renal. Inesperado el segundo, por el Covid 19. No les era hora de morir y murieron.   

Ambos apasionados del toro. Novilleros juveniles. El primero abandonó el ruedo y se subió al palco de radio, el segundo persistió y tomó alternativa. Poco más tuvieron en común. Pero cada cual puso en la fiesta el sello de su identidad.

Iván, un estudioso y un estilista de la palabra, elevó con su meticulosa, eufónica y colorida dicción el lenguaje taurino a a niveles de nitidez no alcanzados antes en el país. Quienes frecuentábamos su sintonía sabíamos que incluso a veces le resultaba necesario sacrificar un tanto de realismo en aras de la consonancia.

Hace unos años, cuando el toreo hubo de hablar en el congreso nacional, nadie halló extraño que él hablara por todos. ¿Quién lo hubiese hecho más bellamente? Pero también le dio espacio a la escritura, en su revista “Faena”, que fundó, dirigió y editó por muchos años. Me duele menos recordarlo joven, matizando las ferias, que al final, minado por la enfermedad empuñando tozudo el micrófono que no quiso abandonar.

Edgard, no toreó por hambre, pero lo hizo como si lo tuviera. Hombre de fortuna, la compartió con la fiesta, su vocación. Se arriesgó sin necesidad económica por los ruedos de América y Europa que le admitieron, a veces pagando más que cobrando. “A mí lo que me gusta es torear”, decía, sin agregar nada más.

Fundó ganadería, y conspicuo hasta en el atavío, abrió sin ambage su casa y su experiencia para los principiantes, y los sin oportunidades. Las grandes empresas lo ignoraron, no las necesitó. Las grandes plazas no se le abrieron, no las extrañó. Pero los grandes toros que lidió por doquier, sí le honraron. Ahí queda eso.

Ya nada será igual sin ellos. ¡Qué pesar!

La pintura de Vicente Arnás


Esta obra es extraordinaria.. por composición, color y contenido .. llena de esencia , del mejor Arte español.!..gracias Maestro Vicente Arnas Lozano

Diego Ramos