la suerte suprema

la suerte suprema
Pepe Bienvenida / La suerte suprema

domingo, 5 de abril de 2020

Es un amigo, ya nos tutea / por Pla Ventura


En la imagen, Pedro Sánchez que, con esa carita no me dirán ustedes que no es para comérselo a besos.

Pedro Mentira Sánchez nos tutea, privilegio hasta ahora solo para su majestad El Rey pero que, este hombre ególatra hasta la locura, como decía es capaz de tutearnos como si nos conociésemos de toda la vida

Es un amigo, ya nos tutea 

Pla Ventura
Toros de Lidia / 4 abril, 2020
Pedro Mentira Sánchez está tan a gusto en su palacio que, ante todo, nos quiere mostrar cercanía como si fuésemos amigos suyos de toda la vida y, claro, lógicamente, nos tutea, privilegio hasta ahora solo para su majestad El Rey pero que, este hombre ególatra hasta la locura, como decía es capaz de tutearnos como si nos conociésemos de toda la vida. Así es el socialismo, pura cercanía, aunque nos muramos de hambre. Cuando veo a este hombre y compruebo sus acciones, no las de ahora por culpa de la pandemia, sino en todas las que ha llevado a cabo desde que está al frente del Gobierno, me entra pena infinita que, como es lógico, no me deja dormir. Eso sí, no suframos nadie puesto que como ya somos todos coleguitas y amiguetes de Sánchez, juntos sortearemos el hambre; juntos sí, pero él no estará entre nosotros los que pidamos un bocadillo de calamar.

El problema que nos azota está ahí, la pandemia no se ha marchado pero, fijémonos que cosas tiene el destino que, dicha enfermedad le ha servido al tipo para pronunciar mítines a cada dos por tres, eso sí, con la salvedad de estar una hora hablando y no diciendo nada; nada que tenga relevancia o, en el peor de los casos, esperanza para los españoles. Lo de los mítines televisivos los inventó Hugo Chávez, los reeditó Nicolás Maduro y los hace suyo Pedro Sánchez. Es decir, los dictadores no pueden vivir sin tener una televisión a mano para contarles a sus compatriotas la sarta de tonterías que salen de su boca.

En el mitin de hoy, con una hora de duración, ha sido todo un castigo para los españoles que, en realidad, queremos soluciones, nunca promesas baldías y, lo que es peor, falsas. Si analizamos la arenga del presidente debemos de haber nota algo importantísimo que, en realidad, raya en la locura, en la de él, claro, porque los españoles, ante la pregunta del acojonado periodista puesto a dedo para que no moleste, cuando éste le ha formulado la pregunta del año, Sánchez le ha dado una larga cambiada que no la supera ni El Fandi.

Le pregunta el periodista: ¿Cree usted que pudo afectar para algo la manifestación que hicieron ustedes el 8 de marzo? Es decir, la pregunta bien es cierto que venía a cuento pero, el sagaz Sánchez no se ha dado por enterado y le ha respondido: “Pues mire usted, las nubes que estamos viendo amenazan lluvia pero, no podré decírselo hasta la noche” Y se ha quedado más ancho que largo. Es decir, he utilizado una metáfora como respuesta porque Pedro El Cruel no ha tenido valor para responder; eso sí, el mitin ha durado una hora de reloj para que, como siempre, tras escucharle nos quedemos todos más tristes que el día anterior.

Sus promesas son espectaculares puesto que, si le dejamos hablar y no hubiera que tomar soluciones para los millones de personas que nos quedaremos sin nada, su discurso es perfecto. Lo triste de la cuestión es que luego tendrá que enfrentarse a la realidad de lo que está pasando en España que, toda la culpa no la tiene, pero su necedad tomado decisiones erróneas y equivocadas son un clamor.

Eso sí, en plena epidemia, su protegido Tezanos le hace una encuesta a medida diciéndole que, de haber elecciones en este instante, Pedro Sánchez sería el ganador. La cuestión no es que Pedro Sánchez nos crea idiotas; lo peor es que le paga a un tipo para recordarnos que todos somos idiotas. Así funciona este país pero,  habría que recordarles al guapo de la Moncloa y sus huestes qué, esto ha empezado muy mal pero, barrunto que terminará peor y, la tribu de iluminados que le votó, en el momento en que les falte el pan, algo que sucederá antes de que termine el mes de abril, veremos si siguen empecinados en votar hambre y miseria.

Según hemos podido saber, el colapso en la administración es tan grande que, la mayoría de los parados que han entrado en los ERTES determinados no cobrarán el paro hasta el 10 de mayo, lo que nos hace sospechar que, para esa fecha, muchos de los damnificados no tendrán para comprar el pan y, todos, sin distinción tendremos que ir a La Moncloa para el bocadillo, todo ello al más puro estilo bolivariano puesto que, entre dictadores se mueve el asunto. Eso sí, Sánchez pone una carita de demócrata en la televisión que es para acudir allí y comértelo a besos.

Autoridad y afición / Por El Diestro y ¡Olé!



La Fiesta no decaerá si del público depende su esplendor. El mal del espectáculo está fuera del ámbito de los aficionados. Ellos no pueden hacer que el precio de las localidades esté al alcance de la mayoría para que el espectáculo vuelva a ser verdaderamente popular, ni tienen porqué velar por el cumplimiento de una reglamentación que la autoridad vigila..

(Revista El Ruedo 1954)

Autoridad y afición

Siempre ha habido debate y preocupación por el estado y la deriva de la Fiesta Nacional. Y leyendo el número 546 del semanario El Ruedo, del 9 de diciembre de 1954, me he topado con este editorial que reproduzco a continuación y titulado autoridad y afición. Un texto muy interesante que podría ser firmado hoy mismo. Y es que hay mucho que dialogar, mucho que analizar y proponer para mantener la Fiesta Nacional.

 Decía así El Ruedo en 1954:

«La Fiesta no decaerá si del público depende su esplendor. El mal del espectáculo está fuera del ámbito de los aficionados. Ellos no pueden hacer que el precio de las localidades esté al alcance de la mayoría para que el espectáculo vuelva a ser verdaderamente popular, ni tienen porqué velar por el cumplimiento de una reglamentación que la autoridad vigila; pero quizá fuera este de ahora buen momento para que la autoridad y la afición dialogaran serenamente. Ni una ni otra tienen intereses crematísticos que defender y ambas saben que hay defectos y vicios por corregir.

Ahora, serenamente y con horas bastantes para la discusión, puede tratarse del absurdo que las multas a ganaderos y diestros suponen, y de otros absurdos… y de no pocos fallos y omisiones. Ahora podía iniciarse el diálogo entre la autoridad y la afición, que no tienen intereses crematísticos que defender, para que luego, a no tardar, afición y autoridad pudieran discutir sus puntos de vista con los elementos directamente interesados en la Fiesta.

No alimentamos esperanza alguna de que se llegue a esos deseados diálogos; pero no debemos callar. La Fiesta más nacional de España tiene muchas cosas buenas; las mejores, sin duda, son la actitud de la autoridad y el aliento del público. ¿Por qué no llegar, a una inteligencia entre los dos mejores paladines de la Fiesta para intentar vigorizarla y evitar su decadencia?

Sin duda son muchas las cosas que se pueden llevar a la práctica para embellecer nuestro incomparable espectáculo; y se harían si autoridad y afición se pusieran de acuerdo y dialogaran luegocon toreros, ganaderos y empresarios.

Mientras esto llega, o se olvida, contemplemos nuevo esta estampa de la temporada de 1954. Que en 1955, para contentos de empresarios y toreros, se vean los graderíos tan repletos como están en la fotografía que abre el presente número extraordinario. Y que todos podamos dar fe de ello».

HOY ES DOMINGO DE RAMOS

Úbeda: Procesión de Entrada de Jesús en Jerusalén. Conocida popularmente como la cofradía del Santo Borriquillo 

Bendice Señor nuestro hogar.
Que tu Hijo Jesús y la Virgen María reinen en él.
Por tu intercesión danos paz, amor y respeto,
para que respetándonos y amándonos
los sepamos honrar en nuestra vida familiar,
Sé tú, el Rey en nuestro hogar.
Amén.

Trono de la Virgen del Amor


Domingo de Ramos
Recibieron a Cristo mientras entraba a la ciudad con palmas y ramos en muestra de que era el Mesías 

Cuando llegaba a Jerusalén para celebrar la pascua, Jesús les pidió a sus discípulos traer un burrito y lo montó. Antes de entrar en Jerusalén, la gente tendía sus mantos por el camino y otros cortaban ramas de árboles alfombrando el paso, tal como acostumbraban saludar a los reyes.

Los que iban delante y detrás de Jesús gritaban:

"¡Bendito el que viene en nombre del Señor! ¡Hosanna en las alturas!"

Entró a la ciudad de Jerusalén, que era la ciudad más importante y la capital de su nación, y mucha gente, niños y adultos, lo acompañaron y recibieron como a un rey con palmas y ramos gritándole “hosanna” que significa “Viva”. La gente de la ciudad preguntaba ¿quién es éste? y les respondían: “Es el profeta Jesús, de Nazaret de Galilea”. Esta fue su entrada triunfal.

La muchedumbre que lo seguía estaba formada por hombres, mujeres y niños, cada uno con su nombre, su ocupación, sus cosas buenas y malas, y con el mismo interés de seguir a Jesús. Algunas de estas personas habían estado presentes en los milagros de Jesús y habían escuchado sus parábolas. Esto los llevó a alabarlo con palmas en las manos cuando entró en Jerusalén.

Fueron muchos los que siguieron a Cristo en este momento de triunfo, pero fueron pocos los que lo acompañaron en su pasión y muerte.

Mientras esto sucedía, los sacerdotes judíos buscaban pretextos para meterlo en la cárcel, pues les dio miedo al ver cómo la gente lo amaba cada vez más y como lo habían aclamado al entrar a Jerusalén.

¿Qué significado tiene esto en nuestras vidas? 

Es una oportunidad para proclamar a Jesús como el rey y centro de nuestras vidas. Debemos parecernos a esa gente de Jerusalén que se entusiasmó por seguir a Cristo. Decir “que viva mi Cristo, que viva mi rey...” Es un día en el que le podemos decir a Cristo que nosotros también queremos seguirlo, aunque tengamos que sufrir o morir por Él. Que queremos que sea el rey de nuestra vida, de nuestra familia, de nuestra patria y del mundo entero. Queremos que sea nuestro amigo en todos los momentos de nuestra vida.

Explicación de la Misa del Domingo de Ramos

La Misa se inicia con la procesión de las palmas. Nosotros recibimos las palmas y decimos o cantamos “Bendito el que viene en el nombre del Señor”. El sacerdote bendice las palmas y dirige la procesión. Luego se comienza la Misa. Se lee el Evangelio de la Pasión de Cristo.

Al terminar la Misa, nos llevamos las palmas benditas a nuestro hogar. Se acostumbra colocarlas detrás de las puertas en forma de cruz. Esto nos debe recordar que Jesús es nuestro rey y que debemos siempre darle la bienvenida en nuestro hogar. Es importante no hacer de esta costumbre una superstición pensando que por tener nuestra palma, no van a entrar ladrones a nuestros hogares y que nos vamos a librar de la mala suerte.

Oración para poner las palmas benditas en el hogar:

Bendice Señor nuestro hogar.
Que tu Hijo Jesús y la Virgen María reinen en él.
Por tu intercesión danos paz, amor y respeto,
para que respetándonos y amándonos
los sepamos honrar en nuestra vida familiar,
Sé tú, el Rey en nuestro hogar.
Amén.







Los diez motivos por los que Santiago Abascal ha declinado la invitación de Sánchez a mantener una conversación



"Por primera vez he declinado la conversación telefónica con el señor Sánchez por las 10 razones que aquí se detallan y que hemos trasladado al Palacio de La Moncloa. De este gobierno solo esperamos su dimisión pero que antes pague a todos los españoles a los que impide trabajar."

Santiago Abascal no le ha cogido el teléfono
 a Pedro Sánchez por estas razones

El Correo de España / 4 ABRIL 2020
El presidente de VOX, Santiago Abascal, ha remitido a Moncloa un texto dirigido a Pedro Sánchez para explicar por qué ha decidido no mantener una conversación telefónica con el presidente del Gobierno.

Tras trasladar, en primer lugar, los “mejores deseos y pronta recuperación para los familiares, colaboradores y ministros del presidente Sánchez”, Santiago Abascal ha comunicado a la oficina de Moncloa las razones por las que declina la conversación con el presidente.

En primer lugar, porque “unilateralmente el señor Sánchez ha cambiado las condiciones del estado de alarma que recibió el apoyo de VOX, para hacerlo al gusto de lo que le pedían separatistas y extrema izquierda”. El segundo motivo, que “en la anterior conversación el señor Sánchez le trasladó información errónea o directamente manipulada”.

En tercer lugar, denuncia que “el gobierno sigue empeñado en amenazar la salud, la vida y el bienestar económico de los españoles. Y que lo hace tratando de silenciar y demonizar a la oposición, amordazando al Congreso y comprando a los medios de comunicación”.

Como cuarto motivo para rechazar la conversación telefónica con Sánchez, Abascal recuerda que “el Gobierno mantiene en sus puestos a personas que han demostrado su negligencia absoluta en la gestión de la crisis, responsables de más de 11.000 muertos. Y que, lejos de rectificar, sigue dando poder a un vicepresidente empeñado sólo en debilitar las instituciones como la Monarquía, el Congreso e incluso derechos fundamentales como la libertad de opinión”.

En quinto lugar, el Gobierno “-en vez de detener y poner a disposición judicial- sigue tratando como aliados a separatistas que han boicoteado la acción del Ejército, poniendo en peligro la vida de miles de personas”.

Sexto motivo: “La información que proporciona el Gobierno es escasa, poco transparente y poco creíble”. Además, y en séptimo lugar, “el diálogo con el presidente debe realizarse en el Congreso de los Diputados, que es la institución encargada de controlar la acción del gobierno, y mucho más cuando el gobierno tiene poderes excepcionales”.

Octavo motivo: “El Grupo Parlamentario VOX recurrirá al Constitucional la ilegalidad de los términos del estado de alarma, que creemos tiene consecuencias jurídicas graves”.

En noveno lugar, Santiago Abascal recuerda que “la única comunicación que esperamos del Gobierno es su dimisión, dando paso a un gobierno de Emergencia Nacional, que sí sea capaz de afrontar la amenaza y proteger la vida y el bienestar económico de los españoles”.

Y, en décimo lugar, VOX pide al Gobierno que, “antes de dimitir apruebe un decreto pagando las nóminas de todos los españoles a los que se impide trabajar, y a los autónomos una media de sus ingresos. Además de un bonus a quienes trabajan en servicios esenciales, ya sean sanitarios, fuerzas de seguridad, empleados de tiendas de comestible o el sector primario”. “Esta medida es urgente y nos haría ganar tiempo y vidas en la lucha contra el virus de Wuhan y contra la ruina a la que la gestión actual nos encamina”.

sábado, 4 de abril de 2020

En recuerdo de Manolo Navarro / por Javier Hurtado


A Manolo Navarro le debo gratitud porque su amistad y sus juicios, han sido espuela estimulante para mi ánimo. Pido al maestro acepte estos intrascendentes comentarios, de un humilde periodista, desposeído de conocimientos suficientes para ensalzar debidamente su persona. Gracias maestro por tu amistad. Descansa en paz.

Gitanillo de Triana, dando la alternativa a Manolo Navarro
 en Valencia en la Feria de Julio de 1947.


MANOLO NAVARRO, DECANO DE LOS MATADORES, MAESTRO Y AMIGO

Javier Hurtado
Periodista Taurino de TVE
Para quienes nos aficionamos a los toros en la época de Manuel Benítez “El Cordobés”, Paco Camino, Santiago Martín “El Viti” y el largo etcétera de figuras toreras que constituyeron aquella pléyade memorable, de los 60’ y 70’, el nombre de Manolo Navarro decía poco. Con el paso de los años y el acopio de lecturas supe que era coetáneo de Manuel Rodríguez “Manolete”. Sería tiempo después su homónimo Manuel Cano, gerente en los 90’ de la plaza de Las Ventas con la empresa Toresma, quién me amplió información sobre Navarro e invitó a conocerlo.

. “Si quieres te lo presento. El martes tiene cita conmigo. Vente al despacho, te gustará conocerle”.

Además de la amistad, a los “manolos” les unía una relación comercial, razón por la cual Navarro frecuentaba la oficina de Cano. Con pinta de escondrijo, el lugar en cuestión era un minúsculo espacio sin ventanas al exterior, pero entonces puede que fuera, después del Museo del Prado y el estadio Bernabéu, el lugar más visitado de la Villa y Corte.
Es verdad que siempre se exagera un poco por las mermas, mas cierto fue que por allí pasaban a diario representantes y apoderados de novilleros y matadores, mayorales, ganaderos, aficionados, abonados, hombres de empresa y gerifaltes de la política. Cada quisque con su personal cuita.
De entre toda aquella fauna ambulante había un reducido grupo de habituales, amigos personales de MC, que ocupaban asiento en el zaquizamí dos y tres veces por semana: los taurinos Miguel Flores y Pacorro y los policías Antonio González y Juan Lamarca. Las conversaciones, indefectiblemente, se circunscribían al ámbito de la Tauromaquia y la política social.
En aquellas tertulias improvisadas, a las que las circunstancias me permitieron asistir varias veces, sobraba tela cortada para pasar los meses invernales y no se dejaba en paz la lengua de los comentarios.

Creo que fue una mañana de enero de 1993 cuando me pasé por la oficina de Manolo Cano. Coincidí con Manolo Navarro. Recuerdo que en el momento en que entré en el cuarto, los allí presentes conversaban sobre la figura de Manolete. Navarro, que había toreado con él, rizaba sus comentarios sobre el Monstruo de Córdoba para no bajarle un solo peldaño del pedestal donde lo tenía colocado su paisano Cano, partidario recalcitrante, que atendía con los cinco sentidos repantingado bajo una fotografía inédita de Manuel Rodríguez, enmarcada en la pared.
Al escuchar la narración de Navarro, con aire simpático y respetable, de situaciones vividas en épocas pasadas, concluí que la elegancia y la policía en el hablar de aquel veterano torero, eran señales inequívocas de gran entendimiento. 

El tabuco donde MC despachaba los asuntos inherentes a su cargo, era un sitio en que la humareda procedente de los vegueros que se fumaba difuminaban la luz del habitáculo, tenue de por sí, pero en contrapartida se convertía en un mentidero donde el espíritu se refrescaba con memorias de lo vivido, y se apartaba momentáneamente de la indolencia del invierno.
Se habló de toreros y se clasificaron según capacidades y méritos. Cada cuál hizo notar la diferencia entre los mejores y los mediocres, aunque ciertamente sobre estos escurridizos conceptos de lo bueno y lo vulgar, nunca han de faltar motivos sobre los que conjeturar y discordar.
Refiriéndose a Manolete, Manolo Navarro lo calificó de revolucionario en su época, torero valiente e innovador, de  personalidad arrolladora y singular. Una figura que embelesaba y enamoraba. Sin embargo, aclaró que el estilo estático de Manolete a él, personalmente, no era el que más le gustaba y lo expresó sin rodeos: 

“Yo era más partidario de Pepe Luis Vázquez. Para mí, el Rubio de San Bernardo ha sido el torero más inteligente que he conocido. Pepe Luis fue muy completo y artista, era la elegancia en el donaire, la estampa y la flor de la finura sevillana.” 

Pasados los años, precisamente con motivo del centenario del nacimiento de Manolete, entrevisté a Manolo Navarro en su casa de El Casar de Escalona. Gentil como siempre, simpático y decidor, descorrió para Tendido Cero //CLICK// el fino cendal que envolvía sus recuerdos. Además de memorar su relación, tanto profesional como personal, con el diestro cordobés, habló de sus viajes, relató aventuras, contó anécdotas y mantuvo al equipo de grabación suspenso de sus labios porque se expresaba con la mayor exquisitez y corrección; era un perspicuo orador. 
Habían transcurridos dieciocho años desde la última vez que nos vimos, y ya en las proximidades de la vejez, aunque tenía el gusto por lo tranquilo, seguía mostrándose abierto, benévolo y expansivo; su educación y sus lecturas le daban un carácter de transigencia y comprensión, aunque, a confesión de parte, “off the record”, se reconoció como un aficionado duro, pero ni cruel ni rajante en todo cuanto se refería a los toreros. 


Sí le molestaba que los diestros actuales se quejaran de la crítica taurina, cuando las crónicas y los comentarios eran desfavorables: “Protestan sin razón –decía--, la afición y la crítica de mis tiempos sí que eran duras, su literaturaal decir de Antonio Peña y Goñi años antes-- tenía aire de navaja de Albacete y de dentadura postiza.” 

Fue más crítico refiriéndose a sí mismo. Reconoció haber administrado su talento artístico, que no fue excesivo, y confesó no haber llegado más lejos como torero porque quizá le faltó ese cierto fermento de ambición, tan necesario para alcanzar los puestos cimeros.

Al poco tiempo de aquella entrevista, Manolo Navarro y su esposa dejaron Toledo y se mudaron a Madrid, para estar cerca de sus familiares. Desde entonces, nos vimos regularmente. En todas aquellas visitas de fin de semana me acompañó a Alcobendas, Gonzalo Sánchez Conde “Gonzalito” que si bien no regala su amistad a humo de pajas, derrocha ingenio y encanto. La expansiva forma de ser de “Gonzalito”, casó desde el primer momento con el extraordinario don de sugestión y forma de pensar que tenía Manolo Navarro. En una conversación nos dijo que reparáramos en lo curioso que es el espíritu español: “siempre impera entre nosotros la tendencia a confundir la palabrería con las acciones, siempre hay un afán de cultivar la mentira”.

Manolo Navarro, Javier Hurtado y Gonzalito

Celebrábamos nuestras reuniones en su casa o en alguno de los bares del barrio, además de tocar de pasada la actualidad política, comentábamos el discurrir de la temporada taurina, que Manuel seguía a través de las transmisiones taurinas de Movistar +, de las revistas especializadas y los distintos programas de televisión que se ocupan de la Fiesta de Toros.
Siempre habló estupendamente, con una oratoria fluida, pero en las últimas visitas el tono de su voz iba apagándose y su caminar tornábase inestable. A mediados del año pasado nos anunció que tanto su esposa como él acusaban el pesado fardo de los años y voluntariamente iban a ingresar en una Residencia de la Comunidad de Madrid. No querían, bajo ningún concepto, ser una carga añadida para los hijos.

 Javier Hurtado, Manolo Navarro, y Gonzalito

Hace un mes cursamos visita a la Residencia para Mayores Reina Sofía, en Las Rozas. Nos acompañó Juan Lamarca. Al despedirnos de Manuel acordamos con su hijo Manolo, también de visita, reunirnos de nuevo, sin tardanza, para comer juntos. 

Juan Lamarca, Manolo Navarro, y Gonzalito


Hace cinco días la llamada de Manolo hijo, alertaba acerca del estado de su padre. Había sufrido un ictus. No podía hablar, ni mover el lado derecho del cuerpo. En llamada posterior le comunicaron que lo derivaban al hospital Puerta de Hierro porque su estado había empeorado. Puesto en contacto con el hospital le dijeron que su padre presentaba un cuadro de neumonía que complicaba enormemente su situación. 
A Manuel le permitieron llegar al Centro Hospitalario para despedirse de su padre. Allí le dijeron que ya no habría una segunda despedida; cuando su padre falleciera, el cadáver sería llevado a una morgue y quedaría a la espera de que le designaran el lugar de incineración.
La inteligencia de los hechos lleva al sosiego y la moderación, pero lo cierto es que no se sabe cuál ha sido la causa real y última de la muerte de Manolo Navarro. Acaso un ictus que se complicó con una neumonía, o puede que el Covid-19 provocara primero el ictus y luego la neumonía. 
Hasta los ánimos más fuertes tienen momentos de una irresistible debilidad. Acontecen cuando el cuerpo no consigue comportarse con la reserva y la discreción que el espíritu ha ido enseñándole durante años.

Manuel pasó un trago al despedirse de su padre en el hospital, reteniendo las cóleras y rabias que germinaban en su interior; sin rechinamientos interiores, sin reproches, sino resignado, apoyándose en su fe católica.
Cuando me narró estos hechos, se me agolparon los recuerdos. No precisamente los que regocijan el corazón y hacen aparecer una alegre sonrisa en los labios, sino de los que contristan el ánimo.
A Manolo Navarro le debo gratitud porque su amistad y sus juicios, han sido espuela estimulante para mi ánimo. Pido al maestro acepte estos intrascendentes comentarios, de un humilde periodista, desposeído de conocimientos suficientes para ensalzar debidamente su persona.
Gracias maestro por tu amistad. Descansa en paz.

Javier Hurtado Gutiérrez, Jorge Espinosa de los Monteros, el ex matador de toros Manolo Navarro, Miguel Mejías "Bienvenida",  Rafael Comino Delgado, y Juan Lamarca López.
Domingo, 21 de mayo de 2017

El coronavirus puede ser misil chino, negligencia china, gastronomía china o desastre surgido en China. En cualquier caso, es chino


Xi Jinping, presidente de China

O sea, que identificarlo como chino no supone racismo en modo alguno: no es una injuria, es una descripción. Por eso, aplaudo a Donald Trump cuando le acusan de racismo por hablar de virus chino… porque realmente procede de China.

El coronavirus puede ser misil chino, negligencia china, gastronomía china o desastre surgido en China. En cualquier caso, es chino.
  • China y Europa son incompatibles. La segunda ve personas, la primera, sólo individuos.

Eulogio López
Hispanidad.com, 4/04/2020
El coronavirus parece un contradiós, sea invención china para controlar el mundo, se trate de ‘mera’ negligencia china en experimentos bacteriológicos, de un producto de la insana costumbre china de comer todo lo que vuela menos los aviones y todo lo que tiene patas menos las mesas, o sea, ‘simplemente’, un desastre natural surgido en China. No sabemos casi nada de él, pero sí que es chino. O sea, que identificarlo como chino no supone racismo en modo alguno: no es una injuria, es una descripción. Por eso, aplaudo a Donald Trump cuando le acusan de racismo por hablar de virus chino… porque realmente procede de China.

Además, el Régimen comunista de Xi Jinping no ha respondido a ninguna de las preguntas formuladas por Occidente y encima nos vende, con mucho desdén, material sanitario que ya tenía preparado. ¿Y cómo es que ya lo tenían preparado?

Y todo esto quiere decir que Occidente debe rebelarse contra el ataque chino y no babear ante la aduana china que encima se está demostrando una chapuza de grandes proporciones, pagada a precio de oro.

Pero el coronavirus ha generado otros problemas, no menos importantes. Por ejemplo, el Covid-19 -y sí establezco una relación causa-efecto- ha golpeado a la Eucaristía y a su paso previo, el sacramento de la penitencia. Sin esos sacramentos, no hay Iglesia o al menos, como le ocurre a la economía española, por mor de don Pedro Sánchez, la Iglesia permanece ‘hibernada’.

El ataque a la eucaristía es mortífero, aunque no mortal -no, no es lo mismo-: la Iglesia sobrevivirá al coronavirus y hasta al PSOE… pero sí que podría resultar hibernada. Y si está hibernada, que no muerta, no constituirá el mejor consuelo para los fieles.

Se nos dice que la eucaristía privada de los sacerdotes debería bastarnos a los fieles, que debemos conformarnos con la comunión espiritual. Muy cierto, pero ya puestos a pedir, yo me pido comulgar.

Insisto, la religión católica es sacramental y social. La fe y la vida interior, así como la salvación o condenación, son asuntos estrictamente personales, pero el catolicismo se vive en sociedad. Verbigracia, participando en la Eucaristía. Que son dos elementos distintos: sacrificio y banquete. En una misa privada, el memorial del sacrificio de la Cruz permanece, pero el banquete no. Yo quiero banquete, como los curas.

El coronavirus apunta directamente contra la Eucaristía, porque la religión católica es sacramental y social. Sin la Santa Misa, la Iglesia se congela 

En cualquier caso, hay que volver a las eucaristías púbicas y hay que plantarle cara a la mayor tiranía del mundo, la del comunismo capitalista (sí, un país dos sistemas) de Xi Jinping. Se enfrentan dos filosofías: la occidental para la que la que humanidad sólo es la suma de todos los hombres y donde lo que importa es cada hombre, y la oriental, para la que el hombre sólo es un individuo en un conjunto enorme. La primera no sacrifica al individuo por la masa, la segunda lo hace todos los días. China y Occidente son incompatibles. 

Europa debe enfrentarse a China.

Gallito vs Guerrita, un tentadero para la historia (Córdoba 1914)


Gallito (de pie) y Guerrita (de rodillas) toreando al alimón en la ganadería de Antonio Guerra.

Un dos de abril pero de 1914 se celebró un tienta muy especial en la finca de Antonio Guerra, hermano de Guerrita, en las cercanías de Córdoba.

Gallito vs Guerrita, un tentadero para la historia

Madrid, 2020-04-04
Este 2020 en el que se cumple el centenario de la muerte en la plaza de toros de Talavera de la Reina del torero José Gómez Ortega Gallito no está de más recordar un momento clave en la historia de este genio, coprotagonista de la Edad de Oro del toreo junto a Juan Belmonte.

La pandemia del coronavirus ha cortado en seco la temporada y, en especial, los actos de conmemoración de la muerte del torero de Gelves que iban desde exposiciones en Sevilla y Madrid hasta conferencias y corridas en todo el orbe taurino. Los principales actos estaban previstos en torno al 16 de mayo. Ese día de 1920 el toro Bailaor de la Viuda de Ortega acabó con el llamado rey de los toreros.

Gallito nació el 8 de mayo de 1895 en la localidad sevillana de Gelves y era hijo del torero Fernando Gómez El Gallo y la bailaora Gabriela Ortega. José o Joselito, fue un torero precoz y mandamás del toreo prácticamente desde que tomó la alternativa en Sevilla el 28 de septiembre de 1912 de manos de su hermano Rafael El Gallo.

Desde sus comienzos se le comparó con los grandes maestros que le precedieron como Rafael Molina Lagartijo o Rafael Guerra Guerrita, los dos primeros Califas del toreo. Con este último las comparaciones siempre fueron más allá porque Joselito era el continuador en fondo y forma del legado de El Guerra.

Cansado de públicos y crítica, y mandando en solitario desde casi una década, Guerrita se había retirado el 17 de octubre de 1899 y desde entonces los Machaquito, Bombita y el propio Rafael El Gallo no habían conseguido replicar su mando en plaza. El cetro del toreo continuaba vacío.

El Guerra vivía su retiro en su Córdoba natal atendiendo sus labores como gran propietario y ayudaba a su hermano y antiguo banderillero, Antonio Guerra, en la selección y tienta de la ganadería que se compró en 1898. En la coqueta plaza que tenía la finca El Capricho sita en Alcolea, a pocos kilómetros de Córdoba, se celebró un tentadero el jueves 2 de abril de 1914 en el que participaron el viejo Califa y ambicioso José que ya era figura del toreo.

La relación de Guerrita con la familia Gómez Ortega venía desde que entrara a formar parte de la cuadrilla de Fernando Gómez El Gallo en 1882. Una relación profesional muy provechosa para ambos diestros que acabó en 1885. Desde entonces mantuvieron buena relación personal siendo el Califa cordobés padrino de su hijo Fernando. Incluso en sus últimas voluntades en 1897 el sevillano pidió a El Guerra que ayudara a su familia.

El primer tentadero grabado de la historia

Fue José Gaspar uno de los pioneros del cine en España. El cineasta se dejó caer por Córdoba y grabó con sus primitivas cámaras el tentadero de Antonio Guerra, la primera vez que se hacía en España. La totalidad de las imágenes se perdieron a lo largo de los años y sólo han quedado algunos fragmentos de la grabación en las que se ve a Joselito practicando diferentes suertes y que se incluyeron al comienzo de la serie documental 100 años de tauromaquia. Sin embargo se sabe que esa película se proyectó con gran éxito a lo largo de España durante el año de 1914. No es para menos, ver torear a Guerrita casi quince años después de su retirada y, además, con la principal figura del momento, era casi un privilegio.

Sin embargo, hay testimonios de que el tentadero celebrado en casa de Antonio Guerra fue un gran acontecimiento al que acudieron aficionados de Madrid, Sevilla y, por supuesto, Córdoba. Semanarios taurinos como el abiertamente gallista The Kon Leche o Palmas y Pitos, de corte belmontista, publicaron fotografías, en especial el primero, con una extensa crónica. Otros medios como el periódico La Correspondencia de España también se hicieron eco.

Cuenta la crónica de Relance en The Kon Leche que: "La placita se llenó de público y se dio comienzo a la faena de tentar 42 vacas, de tres y cuatro años de edad, que están finas y gordas como unas pinturas". También aseguró que: "D. Rafael no goza hoy de las enormes facultades de Guerrita; pero no es menos cierto que más de cuatro matadores en activo las quisieran para los días de fiesta. Y cuenta que el califa no cumplirá ya los cincuenta y un años. En la brega y quites hizo prodigios. Toreó por verónicas, medias verónicas, aragonesas, recortes y largas, superiormente. Y puso un par al cuarteo, por el lado izquierdo, que no hay quien lo mejore. Luego realizó asombrosas faenas de muleta, y simuló la muerte recibiendo y al volapié á la perfección. Y todo con reposo, seguridad y dominio".

Relance cuenta que ambos toreros torearon "al alimón" y que El Guerra lo hizo "con una rodilla en tierra y sin levantarse". En la crónica también recoge las palabras de Gallito: "Estaba, como discípulo, sin quitar los ojos de Guerrita cuando este toreaba, y pendiente de él para obedecer sus órdenes y ejecutarlas al pie dé la letra, ¡Vaya un peón! <Etoy loco e contentodecía José—. Y he venío a aprendé. Yo aprendo hoy de Guerrita, como él aprendió de mi padre»".

El Guerra siempre mostró predilección por Joselito y fue a verle torear cuando pudo. La muerte del menor de los Gómez en Talavera de la Reina le supuso un gran pesar y envió un telegrama a su hermano que decía: "Rafael Gómez Gallo. Impresionadísimo y con verdadero sentimiento te envío mi más sentido pésame. Se acabaron los toros. Guerrita".

Cien Años de Tauromaquia