la suerte suprema

la suerte suprema
Pepe Bienvenida / La suerte suprema

jueves, 19 de noviembre de 2009

MARACAIBO: FERIA DE LA CHINITA 2009 / Por Rubén Darío Villafraz


- Plaza Monumental de Maracaibo -
Feria de La Chinita en honor de la Virgen de la Chiquinquirá
RIVERA Y GUILLEN CORTAN OREJA, EN FERIA DE POCA PRESENCIA DE PUBLICO
Padilla, Perlaza y Bolívar igualmente triunfadores

Rubén Darío Villafraz
rubenvillafraz@yahoo.com
Cronista Taurino

Variado balance artístico el que ha ofrecido los festejos taurinos que ha deparado la feria taurina en honor a la Virgen de la Chiquinquirá 2009, en la ciudad de Maracaibo.
El hecho más llamativo lo viene a representar la escasees de publico que se ha dado cita, en los tres primeros festejos del serial, donde la media plaza o incluso menos de ello, ha sido el común denominador.
La conformación de carteles organizados por el gestor de eventos Sandro Marubini de por sí no motivaban mayor cosa.

El pasado sábado con toros desiguales de presencia, anovillados y noblotes de Hugo Domingo Molina, los triunfadores de la primera de las corridas fue el granadino El Fandi y el colombiano Luis Bolívar.

El primero con el corte de una oreja a cada uno de sus toros, así como tres apéndices, para el caleño coleta, lo que les abrió el derecho a salir en hombros del caluroso coso zuliano.

Por su parte Erick Cortés dio vuelta a ruedo en su segundo del lote, donde previamente escuchó palmas en el que abrió plaza.

Juan José Padilla y Paquito Perlaza se llevarían los honores del triunfo en la tarde del domingo. “El Ciclón Jerezano” se llevó a su esportón cuatro orejas, en recital muy del gusto del poco conocedor publico marabino.

Ha entrado Padilla en el aro del interés desde el primer lance hasta el ultimo muletazo, para de esta forma desorejar su lote de astados, el cual perteneció al hierro venezolano de San José de Bolívar, en su conjunto manso y descastado, donde uno de ellos incluso fue devuelto por manso ¿? y reparado de la vista.

El caleño Perlaza ha cortado las dos del quinto, tras variada faena, vibrante y emocionante que remató con espadazo fulminante. Fue silenciado en el primero de su lote, como así lo fue en su conjunto la actuación del espada zuliano Carlos Criollo “Morenito de Maracaibo”, quien pasó sin pena ni gloria por la Monumental La Trinidad.

En la corrida nocturna del día martes, los merideños Leonardo Rivera y Alexander Guillen llevaron la emoción al ruedo, tras cortar ambos una oreja, en el tercero de los festejos, con toros merideños de Bellavista, bien presentados, pero descastados en general.

Rivera “tocó pelo” en el cuarto del festejo, animal agradecido con la entrega y valor del coleta merideño. No vaciló el polémico presidente Luis Dos Santos en concederle la oreja que le pidió el graderío. En el que abrió festejo, no se complico ni entró en conjeturas Rivera.

La otra oreja de la jornada la cortó Guillén del tercero, primero del lote, donde cinceló muletazos de gran estética, en especial por la mano izquierda. Certero con el acero, a sus manos la oreja, que bien pudo repetir en el que cerró función de no haber sido por el mal uso del estoque, dejando buen ambiente al final del mismo.

La mala fortuna de la noche se la llevó el valenciano Eduardo Valenzuela, quien ante el lote menos apto, escuchó los tres avisos en el segundo de la corrida, para luego en el quinto, escuchar leves palmas a su labor.

CIERRE DE FERIA APOTEÓSICO CON LA TERNA A HOMBROS


El ansiado lleno en los tendidos de la plaza de toros marabina se dio cita el pasado miércoles en el cierre de feria. Toros de Rancho Grande (5) y El Prado (1), en su conjunto discretos de presencia, y nobles en los engaños.

El Fandi, cortaría una oreja a cada uno de sus antagonistas, en tarde donde nuevamente el repertorio espectacular en banderillas y acelerado en muleta dio dividendos en los tendidos.

Par de orejas también para el sevillano Antonio Barrera, una a cada astado, en el segundo suyo tras recibir espectacular voltereta donde afortunadamente pasó a mayores.

Cerró cartel “El Torero de Seboruco”, quien en el toro que cerró feria paseó las dos orejas, luego de faena en su corte y estilo.
A destacar lo generoso del palco presidencial esta tarde, quien en total concedió
seis orejas, todas de distinto matiz.

- Leonardo Rivera triunfador con dos orejas -
Foto: Jesús “Cucú” Rincones

Nuevamente los espadas merideños se dejan ver en triunfo por Maracaibo. Rivera y Guillén cortaron oreja, en feria de poco público y excesiva benevolencia presidencial.