la suerte suprema

la suerte suprema
Pepe Bienvenida / La suerte suprema

jueves, 3 de marzo de 2016

CON "DIAMANTE NEGRO" IMPONDRÁN PASODOBLES NACIONALES EN LOS FESTEJOS DE LA FERIA DE MARACAY




LUIS SÁNCHEZ "DIAMANTE NEGRO"
EL ÚLTIMO ÍDOLO DE MULTITUDES DE VENEZUELA

Las Ventas, 18 de junio de 1950
Confirmación de Luis Sánchez, Diamante Negro
Padrino: Antonio Bienvenida. Testigo: Pepín Martín Vázquez.
Ganado de Manuel Arranz, toro Mellado, negro. /Fotografía de Cano/


Enlace relacionado:

Hoy en sus boletines informativos la Empresa Agrocasta nos da una noticia, grata por cierto, simpática, no cabe duda, que no es otra que la buena nueva de anunciarnos que será el pasodoble “Diamante Negro” la pieza musical con la que las cuadrillas harán el paseíllo durante los festejos taurinos programados en la feria de San José de Maracay.

Este pasodoble lo grabó en 1948 el tenor favorito de América, Alfredo Sadel, en honor a Luis Sánchez Olivares “Diamante Negro”.

Se estreno en momentos que Luis Sánchez, convertido en ídolo de la fiesta en Venezuela, llenaba de pasión las plazas de toros y convertía su pasodoble en himno de la venezolanidad a través de las emisoras de radio cubriendo todo el territorio nacional.
El disco de 74 revoluciones “Diamante Negro”, fue el primer disco de fabricación nacional y junto a Desesperanza, -la otra cara del acetato- se convirtió en éxito de ventas y en el primer paso de una ascendente y brillante trayectoria musical del mejor de los cantantes que haya tenido Venezuela: Alfredo Sadel.

SADEL Y SIMÓN, DOS GENIOS Y DOS GRANDES AFICIONADOS A LOS TOROS

Sadel fue un cantante muy taurino, muy venezolano e indudablemente muy maracayero, habiendo nacido en Caracas, porque para los venezolanos la cuna y cantera de la fiesta de los toros en Venezuela siempre ha sido Maracay. Sadel dedicó su inspiración a toreros nacionales, como los hermanos César y Curro Girón, los carabobeños Oscar Martínez y Bernardo Valencia, aragüeños como Morenito de Maracay y figuras universales de la fiesta como Cañitas, Manolete, Silverio Pérez entre sus muchos éxitos radiofónicos.

Es grata la noticia de Agrocasta, porque eso indica que se voltea la cara hacia lo nacional con miras a darle perfil venezolano, de nuestra mestiza nacionalidad a la fiesta de los toros como en su oportunidad lo hizo en El Poliedro de Caracas Norberto Jorges, organizador de la última Feria de Caracas, cuando introdujo la Banda de la Policía de Caracas, de calidad premiun, en el coso de La Rinconada y se hizo el paseíllo en la Corrida de la Prensa al compás del Alma Llanera. Y las faenas de brillo fueron amenizadas por pasodobles de toreros nacionales o de autores venezolanos.

Agrocasta debe darse cuenta que está en Maracay. Que la capital de Aragua es el sitio donde hay más cuarteles militares por metro cuadrado en el mundo, y que es el nuestros cuarteles donde hay más músicos en el territorio nacional. Músicos de calidad, los de Maracay, eso sin contar el Cuartel de los Músicos que existe en La Victoria, la ciudad que tendrá el 20 de marzo otro matador de toros en la lista de brillantes espadas victorianos como es el caso de Edgar Díaz “El Victoriano”.

Ojalá y se sustituya la penosa banda de música que “desanima” los espectáculos taurinos en la Maestranza, por alguna de las muchas bandas militares que existen en tierras de Aragua y que seguros estamos aportarán con gusto su grano de arena para darle brillantez a la Fiesta de los Toros de Aragua.