la suerte suprema

la suerte suprema
Pepe Bienvenida / La suerte suprema

lunes, 15 de febrero de 2016

Querétaro-México: Triunfan la maestría de Ponce ante un gran Barralva y la garra de “El Payo”.



"...Cuando ya tenía ganado el rabo, mató hasta el segundo viaje para que le fueran concedidas las dos orejas y a los restos del buen toro se les dio la vuelta al ruedo..."



Querétaro-México: Triunfan la maestría de Ponce ante un gran Barralva y la garra de “El Payo”.


Se dio la corrida de toros en el coso Monumental “Santa María”, ante un casi lleno en tarde de ráfagas de fuerte y molesto viento, resultando triunfadores los espadas Enrique Ponce y Octavio García “El Payo” al repartirse cuatro apéndices pero debido a que el torero anfitrión sufrió una herida en la nariz ello le impidió salir en hombros junto con el diestro español, quien tuvo la oportunidad de recibir los vítores y palmas de los aficionados gracias a la maestría de demostró en el ruedo. El otro alternante, el también ibérico José Antonio “Morante de la Puebla”, no tuvo suerte.

Se lidiaron tres toros de la dehesa potosina de Carranco, siendo bueno el corrida en segundo sitio, regular fue el primero y complicado el quinto. Y tres de Barralva, el jugado en cuarto lugar muy bueno que mereció la vuelta al ruedo a sus despojos, difícil el segundo, el sexto fue regresado a los corrales por traer suelto un pitón y el reserva de la misma ganadería resultó emotivo.

Al término del paseíllo los diestros dieron una vuelta al ruedo con un grupo de niños apoyando así que los infantes tienen todo el derecho de acudir a las plazas de toros para ver su espectáculo favorito y luciendo una pancarta que decía “Gracias por traerme a los toros”. Ello ante la prohibición que se quiere imponer a los menores de edad de ingresar a los cosos taurinos.

El valenciano ENRIQUE PONCE en el toro que abrió plaza, de nombre “Santi”, de la dehesa de Carranco, lanceó con voluntad. Su labor de muleta a un ejemplar que no acabó de “romper”, estuvo por encima de él, con poder, haciendo una faena dominadora y con detalles de mucha clase. Terminó doblándose toreramente y mató de estocada para ser ovacionado en el tercio.

A su segundo, “Don Tino” de Barralva, lo veroniqueó con clase y su quehacer muleteril ha sido grande a un estupendo astado que tuvo trasmisión, calidad y nobleza en su desarrollo. Fue una auténtica obra de arte por ambos lados, en la que Ponce intercaló bellos y artísticos detalles como el toreo en redondo y sus poncinas en medio de la emoción del público que le gritaba ¡torero! Cuando ya tenía ganado el rabo, mató hasta el segundo viaje para que le fueran concedidas las dos orejas y a los restos del buen toro se les dio la vuelta al ruedo.

“Banquero” de Barralva fue el primer ejemplar en el lote del andaluz JOSÉ ANTONIO “MORANTE DE LA PUEBLA” al que recibió con pintureras chicuelinas y quitó mejor por chicuelinas de mucho arte. Con la muleta el “socio” le dio pocas opciones al torero, quien evidenció voluntad y disposición pero no encontró el acomodo suficiente y lo finiquitó como pudo para tener silencio.

En su segundo, “Perdiguero” de Carranco, incierto y agarrado al piso, además de ser muy mal picado, nada le hizo con el capote y su labor con la muleta fue más que breve ante las pocas opciones que le dio el astado “Morante de la Puebla”. Le costó trabajo pasaportarlo y tuvo silencio.

En el primer burel que le tocó en suerte, “Mi Viejo” de Carranco, el local OCTAVIO GARCÍA “EL PAYO” lo lanceó bien a la verónica. Con la sarga cuajó una faena importante a este buen toro que tuvo calidad en tanto que el torero logró tandas templadas, artísticas, llenas de profundidad y de mano baja además de hacer el toreo en redondo y conectando con el tendido. Mató de certera estocada y descabello para obtener una oreja.

Y el burel que cerraría el festejo, de Barralva, fue devuelto a los corrales al salir de toriles con un pitón flojo. Salió en su lugar otro de la misma dehesa, llamado “Cardicito”, de encaste español Atanasio Fernández, al que “El Payo” veroniqueó con emotividad. Con la franela ejecutó una faena llena de entrega a un ejemplar emotivo. Ligó series buenas por ambos pitones, sobre todo por el derecho a pesar de lo molesto del viento y debido a ello fue que el toro en una pérdida del engaño hizo por Octavio y le ha pegado una paliza, resultando con una herida en la nariz, tardó en recuperarse, volvió a la cara del astado para matarlo de estocada y por ello le otorgaron una oreja cuando bien merecía las dos. Se fue a la enfermería y ello le impidió acompañar a Enrique Ponce en la salida en hombros.

FICHA: 
QUERÉTARO, Querétaro. Corrida de toros. Coso Monumental “Santa María”. Entrada: Casi lleno en tarde de ráfagas de fuerte viento. 
Tres toros de Carranco, siendo bueno el segundo, regular el primero y complicado el quinto. Y tres de Barralva, el cuarto muy bueno que mereció la vuelta al ruedo, difícil el segundo, el sexto fue regresado a los corrales por traer suelto un pitón y el reserva de la misma ganadería resultó emotivo. 

El valenciano Enrique Ponce: Al tercio y dos orejas, con salida en hombros. 
El andaluz José Antonio “Morante de la Puebla”: Silencio y silencio. 
Octavio García “El Payo”: Una oreja y una oreja, con herida en la nariz que le impidió la salida en hombros.

Foto: Emilio Méndez