la suerte suprema

la suerte suprema
Pepe Bienvenida / La suerte suprema

miércoles, 6 de julio de 2016

Caso Galindo: Zabala de la Serna condenado a 1 año y 6 meses de prisión.



“Hoy por fin, que la justicia me ha dado la razón; Vicente Zabala ha sido condenado a un año y seis meses de cárcel y a indemnizarme, sólo, por los daños físicos que me produjo.

En el Facebook de, Fernando Galindo, secretario general de los subalternos españoles, se informa que la sentencia por el caso Fernando Galindo-Vicente Zabala de la Serna, se ha dictado; siendo merecedor, Zabala de la Serna, a un año y medio de cárcel, además de pagar la indemnización correspondiente por los daños causados.


Por ser un caso relevante, aquí lo publicado por el propio Fernando Galindo:

“Hace un año y seis meses, el día de Nochebuena tuve la desgracia de que se cruzarse en mi camino Vicente Zabala, en aquel entonces se estaba negociando el convenio colectivo taurino y las presiones para que se disminuyeran el número de picadores y banderilleros en cada cuadrilla.

“Eran muy fuertes, no sólo por las empresas, también de sus ‘voceros’ mediáticos.

“Yo soy torero, mi cargo de secretario general desde hace 16 años de picadores y banderilleros ha significado una responsabilidad extra, que sólo he podido aguantar apoyándome en los principios que me inculcó mi padre y mis antecesores: defender la dignidad de los que nos ponemos delante del toro.

“Y el decirle a la cara a Zabala ese día, esto, me costó un traidor corte en la cara. Una cornada de espejo, que no supe prevenir.

“No fue eso lo peor. El ataque posterior mediático, sobre la presunta agresión del ‘presidente de la Unión’, haciéndolo público y juzgándome de antemano por muchos, (el corporativismo mediático fue evidente en algunos) fue peor que la propia herida.

“Entonces guardé silencio, hasta que los jueces dictaminaran. Muchos también me mostraron su apoyo y su solidaridad y quiero agradecerlo ahora de corazón.

“Hoy por fin, que la justicia me ha dado la razón; Vicente Zabala ha sido condenado a un año y seis meses de cárcel y a indemnizarme, sólo, por los daños físicos que me produjo.

“Hoy es un buen día, puedo pasar página”. Hasta aquí la cita textual.