la suerte suprema

la suerte suprema
Pepe Bienvenida / La suerte suprema

sábado, 10 de septiembre de 2016

"El Arte No Tiene Vergüenza" / Por David Zamora



No merece mostrar imágenes de lo que Morante hizo ayer en Valladolid. Un toro con dos espadas dentro es dar de comer a los antitaurinos. Esperemos que la autoridad competente toma las medidas oportunas contra algo que prohíbe el artículo 70 del Reglamento.

"El Arte No Tiene Vergüenza"

David Zamora
Viernes 09 de septiembre de 2016.
Lo han entendido bien. Morante no tiene vergüenza. Torera, tampoco. El número protagonizado ayer en Valladolid no merece mostrar imágenes, porque un toro con dos espadas dentro es pura carnaza para los antitaurinos. Más aún con la corriente populista que está cayendo. No estamos para esas estampas, pero además, como aficionado a los toros eso no me gusta. Yo, lo que admiro, es al torero que se tira por derecho en la suerte suprema para cobrar una estocada de tú a tú y llena de verdad. Lo que viene siendo un "matador de toros".

Este año el arte de Morante no tuvo vergüenza ni en Sevilla, ni en El Puerto, ni mucho menos en Málaga. Y qué contar sobre Bilbao. Bajo el amparo de "los toreros de arte siempre han sido así" intenta José Antonio justificar sus habituales e irrespetuosos comportamientos hacia el aficionado y la Fiesta. Una cosa es una bronca torera o una "espantá", y otra cosa bien distinta es aferrarte a eso para echarte a la poca vergüenza.

El Reglamento Taurino de la Junta de Castilla y León dice en el artículo 70, apartado 3, que "El espada no podrá entrar nuevamente a matar en tanto no se libere a la res del estoque que pudiese tener clavado a resultas de un intento anterior". Por lo tanto, espero que la autoridad competente tome las medidas oportunas contra los hechos de José Antonio Morante Camacho en Valladolid.