la suerte suprema

la suerte suprema
Pepe Bienvenida / La suerte suprema

sábado, 1 de octubre de 2016

Lopetegui, Isco y el cariño mal entendido / por Juan Manuel Rodríguez



"...Para justificar la presencia de Isco (que no juega en el Madrid) en la convocatoria de la selección, Julen Lopetegui vino a decir ayer que no es lo mismo ser suplente en el Real que en otros equipos..."


Lopetegui, Isco y el cariño mal entendido

Para justificar la presencia de Isco (que no juega en el Madrid) en la convocatoria de la selección, Julen Lopetegui vino a decir ayer que no es lo mismo ser suplente en el Real que en otros equipos. Algo similar debe pensar el seleccionador croata de Kovacic cuando, a pesar de que tampoco goza de demasiados minutos, sigue llevándoselo. A Isco, que al comenzar la temporada tenía como teórica competencia directa sólo a James, acabó adelantándole Asensio mientras que el colombiano cayó a la tercera plaza; pero ha llegado el mes de octubre y ahora mismo parece que James es otra vez primero, Asensio segundo y el malagueño tercero. Pese a todo, y para Lopetegui, en el caso concreto de Isco, al que conoce bien, no es lo mismo ser tercero en el Real Madrid que primero en cualquier otro equipo. Y la pregunta es: ¿Por qué?...

Como canta Serrat, "contra gustos no hay disputas". A Lopetegui le gusta Isco. Como a mí. Como a muchos. Punto. Pero el caso es que Isco no cuenta (o cuenta poco) ahora mismo para su entrenador del día a día, que es Zinedine Zidane. Supongo que, más allá del gusto personal por un jugador en concreto, lo que le gustara a Lopetegui es un Isco en forma, pero es que ahora mismo resulta de todo punto imposible conocer el estado de forma de Isco por la sencilla razón de que viene jugando los minutos de la basura. Retorciendo mucho el argumento, y si los partidos de España fueran amistosos, uno podría apelar al cariño que Lopetegui quiere darle al jugador del Madrid, pero el caso es que la selección se la juega contra Italia y contra Albania. ¿Entonces?... Malo si sólo se lo lleva para demostrarle que cuenta con él y luego no juega ni un minuto; peor si se lo lleva y cuenta con él por delante de otros jugadores que son titulares habituales.

Alcácer, por ejemplo, que es suplentísimo en el Barça, también se ha caído. Nacho, que tampoco juega en el Madrid, va esta vez, pero su caso es distinto a todos porque Nacho puede jugar como lateral, de central y hasta de portero si se lo propone. Pero Isco sólo puede hacer de Isco... y en su club no lo está haciendo porque su entrenador le ve ahora mismo peor que a James y a Asensio. Habrá quien crea que, convocándolo, Lopetegui le hace un favor a Isco, pero yo creo todo lo contrario. Donde Isco iba a estar verdaderamente bien durante toda la semana que viene era entrenando en Madrid, convenciendo a Zidane, trabajando para su club y no de homenajes por Europa; con España se puede lesionar y, además, su convocatoria podría llevar a alguien al equívoco de pensar erróneamente que Lopetegui quiere más al chaval que su propio entrenador, que es el que conoce de verdad cómo se encuentra el jugador.