la suerte suprema

la suerte suprema
Pepe Bienvenida / La suerte suprema

sábado, 14 de mayo de 2016

La Liga que estaba peligrosamente preparada para el Madrid... acabó ganándola el Barça / por Juan Manuel Rodríguez



Al Fútbol Club Barcelona que acaba de ganar una Liga por un punto le han pitado 19 penaltis a favor y ha estado cerca de 300 minutos con un jugador más, cuando no dos, sobre el campo. 


La Liga que estaba peligrosamente preparada para el Madrid... acabó ganándola el Barça

14 de Mayo de 2016
Esta Liga pasará a la historia por la sandez que dijo Simeone en el mes de junio, aquello de que estaba peligrosamente preparada para el Real Madrid, y por el favor arbitral del que, una vez más, pero en esta ocasión con algunos records históricos en su haber, se ha visto beneficiado ampliamente el campeón, el Barça. Tal y como estaba el patio a primeros de abril, con el equipo de Zidane hundido en la clasificación, a diez puntos de los culés, y con el periobarcelonismo haciendo sus cuentas sobre cuándo debería hacérsele el pasillo, al Real no cabe exigírsele más; únicamente cabe la duda de saber hasta dónde habría llegado el equipo blanco si, en lugar de haberlo hecho en enero, Florentino Pérez hubiera destituido a Rafa Benítez en noviembre. Porque, como a Felipe González en las elecciones de 1996, al Real Madrid le faltó un debate, sólo uno, para darle un vuelco milagroso a la clasificación.

El tiro de gracia definitivo se lo dio el otro día al Real Madrid, club que nunca se queja, que jamás protesta, el vicepresidente de la federación española de fútbol, Joan Gaspart. La mejor Liga del mundo no puede consentir que, desde la atalaya de la federación, que en teoría debe velar por la defensa de todos y cada uno de los clubes españoles, uno de sus directivos, y ni más ni menos que el vicepresidente, ataque de esa forma al Real Madrid. Esas declaraciones, como las que en su día hizo otro vicepresidente culé, Alfonso Godall, hablando en público y sin tapujos de "saldo arbitral", no deberían haber pasado sin pena ni gloria... pero lo hicieron. También se consintió que el entrenador del tercero en discordia dijese, sin venir a cuento, que todo estaba preparado para el Madrid. Pues o lo prepararon mal o quien tenía que prepararlo no se enteró correctamente de las instrucciones.

La Liga la ganó, con muchos apuros, el Barça. Durante un cuarto de hora aproximadamente el Real Madrid fue campeón, lo que habla muy bien del Zidane entrenador y avala la decisión de entregarle la dirección del equipo en el mes de enero. Por otro lado, al club blanco le están dando sopas con honda en el otro fútbol, que también existe, el del despacho. Al Fútbol Club Barcelona que acaba de ganar una Liga por un punto le han pitado 19 penaltis a favor y ha estado cerca de 300 minutos con un jugador más, cuando no dos, sobre el campo. 

Pareciera como si el equipo de Luis Enrique jugara con unas normas y el resto con otras. El Real Madrid muerto, el Real Madrid hundido, el Real Madrid sin modelo y sin orden ni concierto, le metió el miedo en el cuerpo al Barcelona; y esto, en las actuales circunstancias, es algo heróico sin duda.